Artículos de opinión de Alfredo Palacios Dongo

DEBE REMEDIARSE GRAVE SECUELA DE PASIVOS MINEROS

El pasado día 5 el gerente general de la empresa estatal Activos Mineros SAC, Ramón Huapaya, advirtió que al 2021, de un total de 9,000 pasivos ambientales mineros (PAM), únicamente se habrá trabajado en 1,945, lo que equivale solo a casi la quinta parte del total. Aunque parezca increíble, según último inventario 2016 del Ministerio de Energía y Minas (RM 535-2016-MEM/DM) existen 8,854 PAM; desde su primer inventario 2006, con 820 PAM, en 10 años se incrementaron hasta casi 9,000 que afectan 21 regiones y 20 cuencas hidrográficas y constituyen un riesgo potencial y permanente para la salud, el ecosistema circundante (suelo, agua, flora y fauna) y la calidad de vida de poblaciones aledañas; del total, 5,798 (65.4%) requieren remediación prioritaria, además 6,783 (76.6%) están pendientes de gestión, sin identificación de responsables ni estudios ambientales. A pesar que la mayoría pueden ser históricos, mientras el MEM no detecte responsables, el Estado debe asumir su remediación, de acuerdo a la Ley 28271 que regula los PAM (julio 2004) y su Reglamento (DS 059-2005-EM),

La minería representa un sector muy importante para nuestro país porque contribuye en gran porcentaje al desarrollo económico y social aportando con 15% del PBI y 65% de las exportaciones. Todos deberíamos apoyar el aprovechamiento de nuestras inmensas riquezas geológicas siempre y cuando se realice a través de contratos beneficiosos para el país y para las poblaciones aledañas, con empresas mineras comprometidas con operaciones modernas, limpias y responsables con el medio ambiente durante la exploración, explotación, y el cierre a cargo de la empresa debe ejecutar el desmantelamiento, estabilización, tratamiento drenaje ácido, lixiviación, rehabilitación de terrenos, revegetación y rehabilitación de hábitats acuáticos.

Bajo este panorama, así como se considera la importancia y contribución de la minería en el desarrollo económico y social del país, igualmente debe considerarse la urgente necesidad de remediación de los PAM porque se trata de un grave problema que prácticamente se encuentra en situación de abandono. Según la Dirección General de Asuntos Ambientales Mineros (DGAAM) se requieren US$ 500 millones para remediar el daño ambiental que generan los PAM (otros cálculos estiman hasta US$ 1,000 millones), pero contrariamente, los presupuestos que asigna el MEM son mínimos, por lo que debería establecerse un fondo aplicando un porcentaje acumulativo de todos los proyectos mineros para solventar los costos de remediación y reducir los 8,854 PAM existentes en nuestro país.


Artículo de Alfredo Palacios Dongo publicado en el diario EXPRESO, fecha 14 de octubre de 2017

Artículos Publicados

Artículos Publicados

Artículos por Temas



princ