Artículos de opinión de Alfredo Palacios Dongo

LA CAÑONERA FLUVIAL BAP MANUEL CLAVERO

El lunes 10 del presente se realizó la ceremonia de entrega de la cañonera fluvial BAP Manuel Clavero a la Marina de Guerra, por parte de los Servicios Industriales de la Marina (Sima). Dicha ceremonia, presidida por el ministro de Defensa Allan Wagner, se llevó a cabo en las instalaciones de construcciones navales del Sima-Iquitos, situado a orillas del río Nanay (afluente del río Amazonas).

Es motivo de gran satisfacción y orgullo para nuestro país y para la Marina de Guerra, que el SIMA –empresa estatal de derecho privado del sector defensa– haya culminado con éxito, en dos años y medio de arduo trabajo –articulado con las capacidades y habilidades del personal de la zona– la entrega a la Marina de la primera cañonera fluvial diseñada, desarrollada y construida íntegramente de acuerdo a sus requerimientos operacionales.

La construcción de esta primera unidad (de dos encargadas) corresponde al proyecto 1080 y ha sido ejecutada con recursos propios de la Marina, demandando una inversión aproximada de S/. 8 millones. Tiene un desplazamiento de 344 toneladas, eslora (largo) 45.7 m; manga (ancho) 10.6 m; puntal (altura) 2.3 m. Desarrolla una velocidad de 14 nudos y tiene una autonomía mínima de 355 horas (15 días) de navegación sin necesidad de reabastecerse. Cuenta con armamento moderno que incluye misiles antiaéreos, lanzagranadas, ametralladoras, y dos lanchas rápidas tipo Bora para tareas de interdicción.

Una de sus principales características de diseño es su calado (parte sumergida debajo de la línea de flotación) de entre 2 y 3 pies, lo que le permitirá navegar y patrullar durante todo el año a través de nuestra vasta red fluvial de 10,000 km de ríos, aún en épocas de vaciante (niveles más bajos del río). Por ejemplo, en el río Putumayo, la vaciante ocurre durante los meses de noviembre a marzo, por lo que nuestras actuales patrulleras –Amazonas y Loreto (con 73 años de servicio) y Marañón y Ucayali (56 años de servicio)– por su calado mayor a 4 pies, no pueden navegar más allá de la de la Zona Reservada Güeppí, solo permisible para embarcaciones de hasta 2.5 pies de calado. Igualmente, por el río Napo, entre setiembre y enero, solo pueden navegar hasta Pantoja.

Debido a la antigüedad y limitaciones de nuestras actuales cañoneras, se requiere sean reemplazadas por estas nuevas unidades, lo que permitirá efectuar un adecuado control de los más de 3,000 km de ríos fronterizos que tenemos con Colombia y Brasil en los ríos Putumayo, Yavarí y Napo, además de tareas relacionadas con la lucha contra el narcotráfico, terrorismo, así como de acción cívica y de apoyo al desarrollo de la región Amazónica.

Al concluir su alistamiento, en pocos meses, veremos esta nueva cañonera surcando los ríos de nuestra Amazonía y flameando orgullosamente nuestro pabellón nacional.

Publicado en el diario EXPRESO, fecha 15 de diciembre de 2007

Artículos Publicados

Artículos Publicados

Artículos por Temas



princ