Artículos de opinión de Alfredo Palacios Dongo

POBREZA: PREOCUPANTE REBROTE EN MÁS DE UNA DÉCADA


Según la última Encuesta Nacional de Hogares (Enaho-2017) del Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI), la pobreza en nuestro país aumentó en 2017 a 21.7% (1% respecto a 2016), pero preocupa que dicho incremento se presenta después de 13 años, en que anualmente venía reduciéndose. Con este rebrote se registra actualmente 6’906,000 de peruanos en esta situación y 1’200,000 son pobres extremos. Los niveles de pobreza rural son inadmisibles, 44.4% pobres, y en el ámbito rural llega a 15.1%. El INEI determina la incidencia de pobreza utilizando el método de medición “línea de pobreza monetaria” mediante el valor de una canasta mensual mínima que para 2017 fue S/338 por persona (S/11.27 diarios) para alimentación y cubrimiento de necesidades esenciales mínimas para vivir (salud, educación, vestido, vivienda, transporte, enseres y otros), y para medición de pobreza extrema una canasta de S/183 (S/6.1 diarios) para subsistir cubriendo solo las mínimas necesidades nutricionales.

Dicho método de medición debería ser analizado porque no mide integralmente la pobreza ya que no evalúa el desarrollo social que incluye medición de índices de desarrollo y oportunidades humanas y otros aspectos incidentes de la pobreza como necesidades y servicios básicos insatisfechos, desnutrición, anemia, exclusión social, capacidades, etc., además, solo considera el gasto de los hogares y no el ingreso, todo lo cual no permite la adecuada adopción de políticas públicas ni la eficiente gestión de programas sociales en su focalización e identificación nacional.

La medición de la pobreza debería ser multidimensional que mida de manera integral las privaciones de la población, sin embargo, sea cual fuere el método, mientras continuemos con bajísimos niveles de crecimiento económico los niveles de pobreza hacia el 2021, año de nuestro Bicentenario, podrían seguir aumentando, como en 2017, o también estancarse. Según el Departamento de Estudios del Fondo Monetario Internacional (FMI) la pobreza solo podrá reducirse significativamente con tasas de crecimiento sostenidas mayores al 5%.

Bajo este panorama para reducir la pobreza existen muchos factores, el principal, la reactivación de la economía, dinamizando la inversión privada, generando confianza y fortaleciendo las ventajas competitivas para mejorar el crecimiento del PBI e incrementar la recaudación tributaria, además, realizar reformas esenciales en educación, salud, laborales y sociales que permitan generar empleos formales de calidad y mejoras en el acceso a recursos y oportunidades de los millones de peruanos en situación de pobreza que viven con derechos recortados por diferencias injustificadas e injustas.

Artículo de Alfredo Palacios Dongo publicado en el diario EXPRESO, fecha 28 de abril de 2018

Artículos Publicados

Artículos Publicados

Artículos por Temas



princ