Artículos de opinión de Alfredo Palacios Dongo

CUENCA DEL RÍO RAMIS: CONTAMINACIÓN EXTREMA

El pasado día 27 el Frente de Defensa de la Cuenca del Río Ramis realizó un nuevo paro (de los muchos realizados desde hace 8 años) acatado por organizaciones populares y pobladores de la región Puno como medida de protesta contra los relaves mineros producidos por la irracional minería ilegal que afecta gravemente los suelos (cultivos y fertilidad de la tierra), la flora y fauna, y el cauce de 6 de los 7 ríos de la cuenca (Crucero, Santa Rosa, Llallimayo, Ayaviri, Pucará y Azángaro).

Lo increíble es que las aguas de los ríos de esta cuenca de 200 km hasta su desembocadura en el Lago Tititcaca, deberían ser cristalinas por nacer del deshielo de los nevados de Ananea, sin embargo, presentan un color café oscuro y arrastran sólidos en suspensión (aluminio, hierro, arsénico y cobre) y elementos tóxicos (mercurio y cianuro) de los relaves de unos 500 asientos mineros que desde hace 20 años explotan oro ilegal en los distritos de Ananea y Rinconada.

Durante el gobierno anterior, entre julio y octubre 2007 se aprobó un plan de acción, se nombró una comisión multisectorial y se declaró en emergencia la cuenca con la finalidad de recuperarla pero nada se avanzó. En junio 2011, después de enfrentamientos que dejaron 6 víctimas mortales durante una marcha de pobladores de Azangaro hacia Juliaca, el gobierno declaró de interés nacional y necesidad pública su limpieza, y hasta prometió la financiación de 50 proyectos para mitigar los graves impactos contaminantes de la cuenca, pero nunca lo concretó.

En el actual gobierno, en julio 2012 el Premier y 5 ministros inspeccionaron la zona comprobando una grave contaminación prometiendo combatir la minería ilegal y reordenar acciones de remediación en el distrito de Ananea (Urresti prometió una base policial con 600 hombres), también, viabilizar la formalización de los mineros ilegales y acciones para superar la contaminación de manera permanente, pero las promesas fueron incumplidas y las paralizaciones y conflictos sociales se incrementan y agravan.

Bajo este panorama se requiere mayor firmeza del gobierno con los mineros ilegales, avanzar en la formalización, y la puesta en marcha de los proyectos aprobados y trabajos de remediación ambiental en esta cuenca, entre ellos, construcción de reservorios, canales de irrigación, plantas de tratamiento, represas de contención, y descolmatar los ríos, lo cual, increíblemente, no se ejecuta por falta de presupuesto.


Artículo de Alfredo Palacios Dongo publicado en el diario EXPRESO, fecha 31 de octubre de 2015

Artículos Publicados

Artículos Publicados

Artículos por Temas



princ