Artículos de opinión de Alfredo Palacios Dongo

LITIO: ¿DEJAREMOS ENTERRADAS INMENSAS RESERVAS?


Después de 10 años de exploración buscándose uranio en la meseta de Macusani, Puno, a 4,700 metros de altura en un lago prehistórico cubierto de lava, en setiembre 2017 la empresa Macusani Yellowcake, subsidiaria de la canadiense Plateau Energy, descubrió el yacimiento Falchani y después de haber perforado solo 3,000 m2 de 13,000 m2 se registraron reservas comprobadas por 2.5 millones de toneladas de litio (Proyecto Falchani), además, 130 millones de libras de uranio (Proyecto Macusani), un año después (agosto 2018), según informe de la consultora The Mineral Corporation, el yacimiento registra 4.47 millones de toneladas de litio.

El litio ha encontrado un lugar privilegiado para la tecnología, sus propiedades especiales en la conducción del calor y la electricidad lo presenta como el commodity del futuro para usarse en masificación de vehículos eléctricos (se fabrican anualmente un promedio de un millón de vehículos y según estimaciones de Bloomberg, al 2030 se llegaría a 24.4 millones), también es usado en fabricación de baterías de iones litio (Li-Ion) para celulares, notebooks, artículos electrónicos portátiles, según estimaciones, desde la actualidad al 2022, la producción de 250,000 toneladas podría aumentar hasta 500,000 y las ventas mundiales, de US$ 2,000 millones hasta US$ 8,000 millones, además en menos de 10 años su precio por tonelada se ha triplicado hasta US$ 14,000 por tonelada.

Bajo este panorama  nuestro país se podría proyectar a ingresar a la industria del litio conjuntamente con otros productores de la región como Chile, Argentina y Bolivia, tenemos una de las minas más grandes del mundo (alrededor de 500,000 toneladas) pudiéndose proyectar la construcción de una refinería de litio y una fábrica de autos eléctricos y baterías, pero lamentablemente existen muchos obstáculos, actualmente el proyecto se encuentra todavía en etapa de exploración, no contamos con un marco legal para explotar el litio y uranio descubierto (en agosto 2018 el presidente Vizcarra anunció que estaría listo en 6 meses, o sea febrero 2019, pero aún no existe, increíblemente, este proyecto no está consignado en la cartera de inversiones del Ministerio de Energía y Minas (Minem), además, actualmente el gobierno y la empresa minera Macusani Yellocake se encuentran en litigio por 32 de las 151 concesiones mineras otorgadas. Así será imposible construir la planta que estaba proyectada para 2020 e iniciar la producción para fines de 2021 ¿Dejaremos enterradas nuestras inmensas reservas de este “oro blanco” en el yacimiento Falchani?

Artículo de Alfredo Palacios Dongo publicado en el diario EXPRESO, fecha 5 de setiembre de 2019


Artículos Publicados

Artículos Publicados

Artículos por Temas



princ